¿Qué pasó con Creciendo en Gracia después de la muerte de su líder?

Una de las organizaciones religiosas más controversiales en los últimos tiempos en Latinoamérica es la que por muchos años dirigió José Luis de Jesús Miranda, un carismático predicador que logró popularizar su mensaje a lo largo y ancho del continente, usando herramientas tecnológicas y un manejo excepcional del discurso.

Habiendo fundado la iglesia Ministerio Internacional Creciendo en Gracia en 1985 (Goldwag, 2009), experimentó cambios de dogmas, a medida que iba explorando en diferentes posiciones teológicas. Comenzando en el pentecostalismo, de Jesús Miranda abrazó en los siguientes años los postulados de las doctrinas de la gracia (Arraiz, 2009), hasta que comenzara a adueñarse de ellos para así realizar sus propias interpretaciones.

En primer lugar, en el año 1998 manifestó que él era la encarnación del apóstol Pablo (Arraiz, 2009). Desde esa premisa, declaró que quienes son elegidos por Dios desde antes de la fundación del mundo, son siempre salvos y ellos no perderán su salvación, sin importar lo que hagan o dejen de hacer. Así mismo, desvirtuó las teologías del Apóstol Pedro, tachándolas de hacer parte del evangelio de la circuncisión y por lo tanto, contrarias al evangelio de la gracia (Clavijo, 2016).

Más adelante, en el año 2005, se declaró “Jesucristo Hombre” (Arraiz, 2009), manifestando así que él era, además de la encarnación de Jesús, su segunda venida. Para la teología de José Luis de Jesús Miranda, el Jesús de Nazareth del Siglo I fue la manifestación inicial de Dios en carne humana, pero él era la postrer encarnación, el Dios con Nosotros y quien realizaría la obra completa de redención (Clavijo, 2016).

Este hecho lo convertiría en el Anticristo, pues habló en contra de la Cristología del Jesús judío y se auto nombró Cristo hombre para sus nuevos tiempos. En consecuencia, se tatuó el número 666, el cual no representaba a la Bestia, sino al Anticristo según su interpretación, el cual era él mismo, e invitó a sus seguidores a que también lo hicieran.

Diferentes medios de comunicación registraron las tatuadas en masa para obedecer a este líder, quien además prometió que en el año 2012, sería transformado en un cuerpo radioactivo, al igual que sus seguidores.

Al no cumplirse dicha promesa, el ambiente se llenó de decepción y muchos seguidores de la organización religiosa abandonaron la fe en su Papito Dios, como se hacía llamar de Jesús Miranda, trayendo con ello incluso grandes pérdidas económicas para los fieles, quienes habían vendido en muchos casos sus propiedades esperando la transformación. En por lo menos un caso, hubo suicidio (Arraiz, 2009).

Según informaciones de medios de comunicación cristianos, los cuales han sido recopilados por wikipedia, el famoso predicador falleció el 8 de Agosto de 2013 en la ciudad de Miami por una cirrosis hepática.

Desde entonces una gran crisis se apoderó de Creciendo en Gracia, trayendo consigo división. Unos meses después del fallecimiento del líder, la organización quedó en manos de tres personas, Lisbeth García, quien fuera la última esposa de Jose Luis de Jesús Miranda, Martin Guio, Obispo de Creciendo en Gracia en Colombia y Andres Cudris. Ellos se autodenominaron como los ángeles que guiarían a la congregación en esta nueva etapa, pero el primero en renunciar fue Guio, quien en su momento manifestó que “no podía engañar a la amada (la iglesia)”, pues lo que estaba recibiendo doctrinalmente por parte de García, no era lo que Papi quiso transmitir.

Esta primera disidencia, siguió trabajando bajo el nombre de “Telegracia” y reuniendo a una población diezmada de creyentes, quienes siguen viendo en video los calqueos, o predicaciones del difunto Jose Luis.

Paralelamente, García expulsó por algunas diferencias en doctrina y desacuerdos administrativos de sus filas al ángel Cudris, quien intentó continuar con un movimiento en honor al desaparecido Anticristo, el cual llamó “La Amada de Jesucristo”, pero que no pudo sostenerse en el tiempo gracias al también fallecimiento de este obispo.

Una tercera división se presentó en Guatemala, la cual actualmente funciona bajo el nombre de “La ciencia de JH”, dirigida por Emilio Gramajo, quien habría sido fiel seguidor de los postulados del Papi y quien no soportó el camino que estaría tomando la organización bajo el mandato de la viuda.

Con estas bajas, el camino quedó libre para que García continuara con el legado de su difunto esposo. Así las cosas, el ministerio cambió de nombre y ahora se conoce como ‘El Rey Salem’, quienes realizan proselitismo activo bajo la frase, Cristo es una mujer.

Este nuevo aire ha permitido que se reevaluen las enseñanzas de la organizaciones y se den explicaciones sobre qué pasó y por qué ocurrió. Según Carlos*, fiel asistente los domingos al Centro Social de suboficiales de la Policía en Bogotá, lugar en donde se reúne la iglesia Rey Salem, “José Luis de Jesús Miranda sí era inmortal, pero hubo un momento en el que le fue revelado que él sólo era un profeta, que verdaderamente Cristo (o sea, la esposa de Dios) era su esposa (Lisbet), pero obviamente entró iniquidad en él y no quiso reconocerlo ni predicarlo. Entonces así, él se soltó de la vid verdadera, negando la divinidad de Lisbet, por eso entró en maldición, perdió la inmortalidad y se lo llevó una enfermedad terminal como consecuencia de su rebeldía”.

A Carlos me lo encontré en la Feria del Libro de Bogotá del año 2017 intentando convencerme de unirme a su organización. Así que aproveché para indagar un poco sobre lo que estaba ocurriendo. “Nosotros nos arrepentimos porque en su momento no escuchamos la voz de Dios que era y es Melquisedec Lisbet, pero, los que siguieron adorando a José Luis están en tinieblas y siguen inclinados hacia La Bestia”, reconoce el anciano, quien cree que ahora sí estando con la deidad correcta, son verdaderamente inmortales, siempre y cuando sigan pegados a la vid verdadera.

“Es que antes había mucho libertinaje y pecados, trayendo corrupción a la iglesia, por eso nuestra Mami, Lisbet, quiso traer orden, pero a José Luis de Jesús no le gustó, entrando en rebeldía. ¡Mano dura es caer en manos de la esposa de Dios!”, agrega.

Según se enseña en las diferentes sedes que aún congrega a los seguidores de esta organización, la primera encarnación de Jesús fue María Magdalena, y la segunda, Melquisedec Lisbet, pues “Cristo siempre ha sido mujer, el nombre de Jesús es sólo una referencia a ella, pues los judíos eran machistas, además que Roma manipuló la Biblia, ya que ellos jamás aceptarían a una mujer como salvadora. Pero ahora sí se ha revelado la verdad y la luz ha vencido las tinieblas”, declara apasionadamente Carlos, sabiendo que a José Luis de Jesús miranda, se lo relegó como un engaño.

Es esta una historia que puede resultar en primera instancia inverosímil, pero que no es nueva ni extraña. En Corea del Sur, existe una organización religiosa que parece una copia exacta del Rey Salem. O tal vez al contrario. Se trata de la Iglesia de Dios Sociedad Misionera Mundial, la cual, al igual que la versión latina, cree en una Dios Madre, quien vive actualmente entre nosotros.

Su líder, la Mami Chang Gil-Jah, es la esposa encarnada de Dios, también es viuda y también, al igual que Melquisedec Lisbet, es la líder de su organización. Su difunto esposo, Ahn Sahng-Hong, también enseñaba ser la encarnación de Cristo en la tierra para sus tiempos, su segunda venida, Dios mismo.

Resulta no menos que inquietante el que haya tales semejanzas en medio de estas dos iglesias, tan distantes entre sí, tan símiles en los hechos que desembocaron en ellas y tan semejantes en sus doctrinas y enseñanzas. Mientras tanto, miles de personas alrededor del mundo, esperan su salvación y vida eterna, creyendo en una Dios Madre que cumpla sus promesas, sin importar cómo se llame.

* Este nombre fue cambiado por petición del entrevistado

Por: David A. Gaitan
Twitter / @dabycito

 

Referencias

Arraiz, José Miguel. José Luis de Jesús Miranda y Creciendo en gracia. Barquismeto: Ensayo web. 2009

Ídem. Un adepto colombiano de Creciendo en Gracia se suicida por el fin del mundo. Barquismeto: Ensayo web. 2012

Ídem. SectaCreciendo en gracia” ahora “Rey de Salem” tiene nuevo “dios” (o “diosa”). Barquismeto: Ensayo web. 2015

Clavijo Sierra, Julio César. «”Creciendo en Gracia” – El Principio y el Fin de una Secta Destructiva». Bogotá: Unibautista. 2016. Web

Ruiz, José Luis. «Secta de El Anticristo opera ya en todo el país». México: El Universal. 2007. Web

 

Anuncios

2 comentarios en “¿Qué pasó con Creciendo en Gracia después de la muerte de su líder?

  1. UF, interesante investigación que nos deja una lección triste: Lo fácil que puede ser engañado el hombre que no conoce su fe.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s